El Hospital Puerta del Mar se suma al proyecto ‘Campana de los Sueños’

CÁDIZDIRECTO. – El Hospital Universitario Puerta del Mar de Cádiz cuenta desde este martes con la ‘Campana de los sueños’, destinada a aquellos pacientes de oncología que quieran compartir buenas noticias sobre sus tratamientos.

Según informa la Junta en una nota, la iniciativa está promovida por la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC), que cumple así con el deseo de la jerezana Miriam Segura Navarro, paciente y voluntaria que quería importar esta idea del Hospital de Toronto (Canadá), donde recibió parte de su tratamiento oncológico.

Con este proyecto el Hospital Puerta del Mar se suma a los de La Línea de la Concepción, Puerto Real y Jerez de la Frontera, en la provincia de Cádiz.

El acto celebrado en el centro gaditano ha contado con la presencia de la delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía en Cádiz, Ana Mestre, y de la propia madre de Miriam Segura, Concha Navarro, quien se encarga de promover la instalación de estas campanas y hacer así realidad el sueño de su hija.

Con la colocación de esta campana, se pretende que cada vez que un paciente complete o finalice un tratamiento en el área de Oncología, dé un toque para anunciar así la buena noticia y animar al resto de pacientes, transmitiéndoles de esta manera tan original un mensaje de esperanza y positividad a todas las personas implicadas en la lucha contra el cáncer.

Ana Mestre ha recordado que ésta es la cuarta ‘Campana de los Sueños’ que se pone en hospitales de la provincia “en memoria de Míriam”, a la que ha definido como una “persona mágica y generosa, que ha aportado tanto, despertando la ilusión en otros pacientes”.

En este sentido, ha explicado que “aunque ella no pudo superar el cáncer, otros muchos sí lo han hecho gracias a los profesionales, a los tratamientos y a los laboratorios”.

Desde la Delegación del Gobierno, ha expresado Mestre, “se abrieron las puertas a la familia Navarro Segura para que el legado de Míriam se llevara a cabo y para que hombres y mujeres que superen esta enfermedad toquen la campana, no sólo para mostrar su ilusión y alegría, sino también en reconocimiento a los profesionales que los han tratado”.

Por último, ha tenido palabras de agradecimiento para el personal del Puerta del Mar y su equipo directivo, la Delegación Territorial de Salud y Familias, la AECC, la madre de Míriam, los representantes de los laboratorios farmacéuticos y para los medios de comunicación por respaldar “una iniciativa tan bonita y llevar un mensaje de esperanza y recuperación”.

Esta iniciativa se introdujo por primera vez en 1996, en el Centro MD Anderson (Houston), cuando el almirante Irve Le Moyne, agradecido por haber finalizado su tratamiento de radioterapia le regaló la campana de bronce de su barco al centro hospitalario y se instaló en el campus principal. A partir de ese día los pacientes que querían celebrar una buena noticia o la finalización de su tratamiento, tocaban tres veces la campana.

Natural de Jerez y residente en Mijas, Míriam Segura importó esta idea del hospital de Toronto en que se encontraba ingresada, y donde había una llamada ‘Campana de la valentía’ (The Bravery Bell) que era tocada cada vez que un paciente finalizaba sus sesiones de quimioterapia.

Míriam regresó a España para continuar su tratamiento cerca de su familia y con ella trajo la idea de que esta iniciativa se extendiera a todos los hospitales.

La madre de Míriam ha tenido palabras de agradecimiento “para todos los presentes, que son los que hacen posible esta iniciativa que con orgullo se ha llevado a 14 hospitales de Andalucía, al tiempo que hacen realidad los sueños de Míriam y de muchos pacientes de cáncer”. Fue Míriam quien además decidió el diseño de la campana y el poema que la acompaña.

El acto se ha iniciado con el toque de campana en el Hospital de Día de Oncología del Puerta del Mar por parte de Ana y Álvaro, dos pacientes que han finalizado su tratamiento recientemente y que han tenido sentidas palabras de agradecimiento para todos los presentes y, especialmente, para los profesionales sanitarios.

A continuación, se ha celebrado un acto en el que se ha proyectado un vídeo con imágenes de pacientes tocando la campana y de la propia Míriam Segura.