Fenómenos paranormales en el Camino Cortijo Luis

CÁDIZDIRECTO/Jose Manuel García Bautista.- El misterio no tiene, en muchas ocasiones, porque materializarse en un viejo edificio encantado o una histórica casa solariega, ejemplos los hay en las famosas apariciones de la curva -siempre entre la leyenda y la realidad- o en otros lugares menos insospechados…

Es el caso de un lugar especial de la capital hispalense, en Sevilla-Este, uno de los barrios que circundan la ciudad. Allí, en las proximidades del parque acuático, de ‘Aquopolis’ (Avd. del Deporte), se estaría manifestando lo extraño. Es una zona que, antaño, no era recomendada por la presencia de chicas ejerciendo la prostitución, y donde se cuenta con la presencia de una importante masa boscosa que enlaza esta zona con la vecina barriada de Torreblanca y los pinares próximos al aeropuerto de Sevilla.

En el lugar han sido varias las personas que han testimoniado haber sido víctimas del misterio. Alejandro Ribera es uno de ello, se encontraba con su automóvil circulando por la zona, eran las dos de la mañana “fue muy extraño, había dejado atrás las instalaciones deportivas  y estaba en dirección a la entrada del parque acuático, entonces, del bosquecillo salió una mujer, me llamó la atención por que llevaba un vestido claro y me llamó con la mano, no tenía pinta de prostituta, me pareció que necesitaba ayuda”, un acto que pocos harían a esa hora, prosiguiendo “no me fiaba mucho pero creí que estaba en apuros y cogí una barra que llevo en el coche, por si acaso, puse las luces de emergencia y me fui hacia donde iba, era curioso por que veía su vestido en la oscuridad, era como si brillara, entonces desapareció ante mi vista… Vi que me había internado bastante allí y me di la vuelta, al darme la vuelta la vi, estaba como a 20 metros de vi, tenía cara de muerta y me causó mucho miedo, salí corriendo trazando una diagonal para evitarla. Subí al coche y salí corriendo”.

Otro testigo tuvo una experiencia similar en la zona. Marcos Márquez y Javier Galán iban en un ciclomotor camino de Sevilla-Este procedentes de Torreblanca, al pasar junto a esta zona boscosa -por llamarla de alguna forma- vieron como entre los árboles había una chica con un vestido “blanco”. Creyeron que era una prostituta pero algo les llamó la atención, iba como hablando sola, contoneando su vestido “eran las once de la noche, paramos la moto a un lado y nos quitamos los casos, entonces escuchamos como alguien canturreaba, escuchamos claramente como nos decía “Venid” y cuando comenzó a andar hacia nosotros desapareció, fue espantoso, aquello era un fantasma”. Los chicos salieron corriendo de allí tan rápido como les permitió su moto de baja cilindrada.

Vecinos cercanos a la zona no han vivido nada anormal si bien es cierto que en las proximidades se encuentra un colegio que limita mucho la visión de cualquier fenómeno en la zona verde.

Se están realizando investigaciones en la zona tratando de conocer un poco más sobre éstos hechos informados, igualmente buscando en su historia tratando de ubicar cualquier hecho luctuoso relacionado. Cabe destacar que en el lago de ‘Aquopolis’ si se han registrado fallecimientos de personas que se ahogaron allí. No se sabe que se está manifestando en el interior del bosquecillo, se descarta que haya sido debido a la presencia humana en la zona o a una macabra broma, simplemente no se encuentra respuesta a un misterio que brota en el lugar menos sospechado.