Fenómenos paranormales en el viejo hospital de La Línea

Son muchas las ocasiones que una noticia sirve para destapar un seceso extraño y que genera, a su alrededor, fenómenos que pueden ser tildados de “inexplicables”. Es el caso del que les quiero hablar merced al testimonio de un testigo.

Para conocer mejor de sus circunstancias tenemos que viajar hasta la gaditana localidad de La Línea de la Concepción y visitar el antiguo hospital de La Línea -que lleva cerrado desde el año 2018- para saber de todo lo que ocurría en su interior. Nuestro testigo -que no quiere ser identificado al ser personal sanitario en activo- se comunicó conmigo y me dijo: “Jose Manuel, al hilo de las informaciones que están saliendo del viejo hospital de La Línea tengo que contarte algo que me pasó a mí allí” decía, lacónicamente, de inicio.

Fenómenos extraños

“Yo llevaba ya tiempo trabajando allí y una noche, que estaba de guardia, vi venir a una compañera absolutamente descompuesta. Le pregunté sobre lo que le pasaba y sólo acertó a decirme “los llantos de los niños”. Me extrañó porque allí, para esas fechas, ya no se atendían partos, con lo que era complicado. Yo le dije que se confundiría con algún animal o algo pero me dijo que no: “Ahí está llorando un niño. Yo no voy”. Me lo dijo tan seria y tan rotunda que fui a ver qué pasaba. Al entrar en esa ala, efectivamente, muy a lo lejos, se escuchaba un niño llorar. Al poco tiempo entró un compañero y me vio rebuscando y me dijo “¿Qué haces?” y le conté lo que había escuchado. En ese momento se puso aquel niño a llorar de nuevo y por mucho que buscamos allí no encontramos nada. Fue cuando mi compañero me dijo que en el hospital había veces que era mejor no buscar explicaciones a nada no fuera a ser que uno se volviera loco o le cogiera miedo al sitio” narraba vivamente emocionado.

Te Interesa:  La eterna leyenda del "hombre-pez" de Liérganes y su paso por Cádiz

Ese fue el primer contacto con lo extraño que tuvo nuestro testigo pero no acabarían ahí: “Otro noche, estando ya cambiándome para venirme a casa, después de un turno que se había prolongado varias horas más, cuando estaba ya atándome los zapatos, entró un señor en la consulta. Parecía un poco desorientado, era raro pues segundos antes yo mismo había entrado en mi despacho y no había nadie y, además, en aquella zona no solía entrar nadie. Me quedé mirándolo y le dije: “¿Deseaba algo?” y aquel hombre sólo dijo: “Un médico, un médico” y dio media vuelta y se fue. Nada, yo cogí y abrí la puerta y fui a buscarlo pero al mirar, y mira que el pasillo era largo, allí no había nadie. Fui para el único sitio que tenía opciones de salir y, de paso, iba tocando los pomos de las puertas por si se había metido en algún otro despacho pero no, estaban todos cerrados y era imposible. Así que al salir, a la enfermera que estaba allí le dije que si había visto entrar o salir a un señor mayor y me dijo que nadie había entrado o salido en varias horas de allí. Se lo dije a mi compadre y me dijo que a él también le pasó en una ocasión con alguien similar a la hombre que yo describía y que mejor preguntara a los de seguridad y me enterara”.

Experiencias sobrenaturales

Eso hizo nuestro testigo: “Simplemente, al salir ya para coger el coche, vi a uno de los vigilantes de siempre de allí y le dije lo que me había pasado y me dijo: “hombre, ese es el fantasma de aquí. Mira, hay zonas que es mejor no hacer una ronda para evitarte sustos pero ese señor se le ha visto varias veces cuando hay alas cerradas y te puedo decir que es un fantasma, como suena. Igualmente me dijo que ellos también habían sentido los llantos de niños y que, incluso, habían sentido también intensas olas de frío” recalcaba.

Te Interesa:  La "herencia" maldita de una familia gaditana

¿Qué está pasando en el viejo hospital de La Línea? Cerrado -como indicaba anteriormente- desde 2018 es noticia por un vídeo que se ha publicado en redes sociales donde se ven restos humanos tales como órganos o fetos, eso ha hecho que se personara la Policía en el edificio y que encontraran una sala con los referidos restos y determinara que era material sanitario olvidado o abandonado, aunque se ha abierto una investigación sobre ello como relatábamos en CÁDIZDIRECTO.

La diputada de Adelante Andalucía, Ángela Aguilera, ha pedido explicaciones y que se depuren responsabilidades al respecto pues existen “responsabilidades políticas evidentes ante la dejación de funciones por parte de la Consejería en la protección de este edificio. Vamos a implicamos en el tema, vamos a exigir responsabilidades políticas y una explicación sobre cómo han llegado los restos ahí”.

El hallazgo de estos restos no tiene nada que ver con lo que ocurre en este hospital pero si ha servido para reverdecer esas vivencias que se tuvieron en su interior y que, nuevamente, tiene como protagonista a un hospital donde hubo vida, muerte, alegrías, penas y es, en la actualidad, un contenedor de emociones susceptibles de albergar, en su interior, este tipo de fenómenos.