Objetos imposibles: un ‘teléfono móvil’ en una pintura colonial

A veces lo inverosímil lo tenemos ante nuestros ojos y lo imposible puede tener una fácil explicación. Puede ser, o no, el caso siguiente que tiene como protagonista a una pintura y un extraño elemento para la época que representa.

“No está claro quién es este hombre, pero bien podría estar sacándose un selfi o estar revisando su muro”, escribía el redacto del Vice Brian Anderson, cuando vio una curiosa fotografía de un cuadro pintado en 1930.

Lo extraño es un indígena que aparece en el mismo y que sostiene, en una de sus manos, un objeto rectangular y brillante como pudiera ser hoy un teléfono móvil. La actitud del personaje recuerda como hoy, en pleno siglo XXI, muchas personas utilizan los smartphones.

Se trata de un cuadro mural llamado “Míster Pynchon y el asentamiento de Springfield” de 1937, obra del pintor abstracto italiano Umberto Romano y que se puede encontrar en la oficina correo estatal de Springfield (Massachusetts, Estados Unidos).

El “hombre del smartphone”

En el mismo se puede ver al colonizador inglés William Pynchon que fundó, en 1635, una de las localidades que llevan por nombre Springfield, pero en ese caso es, específicamente, la de Massachusetts.

Pynchon, el colonizador, se encuentra rodeado de nativos americanos con las indumentareas tradicionales y luciendo plumas de adornos en sus cabellos. El “hombre del smartphone” está en la parte baja de Pynchon, mientras que otro hombre intenta espiar la pantalla de este singular “dispositivo”.

Sería difícil asegurar que es lo que tiene el nativo en las manos ni lo que trató de expresar el pintor, tampoco se le puede preguntar a él pues falleció 1982 y hasta épocas recientes no se ha popularizado el uso del móvil. En los años 80 era impensable este tipo de tecnología.

Ha sido el historiador Daniel Crown quién dice que es un objeto bastante ambiguo y que, más que un teléfono móvil, podría tratarse de un espejo que era un apreciado por los nativos de aquella época en esas latitudes.