Actos vandálicos en la nueva barandilla acristalada de la avenida Manuel de la Pinta en Cádiz

Foto: Cádiz Abandonada

La recién estrenada barandilla acristalada de la avenida Manuel de la Pinta ya ha sufrido los primeros actos vandálicos.

Así se denuncia con fotografías en la activa página de Facebook Cádiz Abandonada.

Con esta barandilla, muy similar a la que se colocó en su día en la plaza sobre la playa de Santa María del Mar, se busca garantizar la seguridad en una zona de extramuros tan transitada por peatones y deportistas.

En este tramo, la muralla de cara a la playa tiene más de seis metros de altura, y además el pie de la misma es una zapata de hormigón.

Asimismo, con este elemento se gana en accesibilidad, ya que desaparece el murete para colocar en su lugar la pantalla de protección acristalada, lo que supone ganarle al paseo marítimo 50 centímetros. Y también implica una mejora “estética” esta zona de la ciudad con esta nueva valla acristalada, que quedará a una altura total de 115 centímetros.

La estructura está formada por postes de acero galvanizado que se han instalado cada metro y medio, y entre ellos se ha colocado entrepaños formados por tres láminas de vidrio monolítico, de seis milímetros cada una, unidas mediante sendas películas intermedias de butiral transparente. Dichas láminas tienen los cantos pulidos en su parte superior para evitar cortes.

Se ha invertido en la actuación unos 207.000 euros, dinero que el Ayuntamiento ha sacado de los fondos de la Diputación del Plan Dipu-INVER 2021. La obra se adjudicó a la empresa Caminos, Canales y Puertos.