Las predicciones, poco esperanzadoras, de Bill Gates y el coronavirus para el futuro inmediato

Bill Gates es uno de los hombres más ricos del mundo y, a la vez, que más está haciendo predicciones sobre el coronavirus. El fundador de Microsoft no duda en expresar su particular visión sobre la evolución de la pandemia, basándose en su experiencia e información.

Así se ha mostrado esperanzado, en muchas ocasiones, por la situación del mundo y mucho más de la situación que se vivirá en un plazo corto de tiempo, en un futuro inmediato. Colaboración y esperanza es el mensaje que suele dejar, aunque no siempre se corresponda con la realidad.

Desde la Fundación Bill & Melinda Gates trata de ayudar en el tema de las vacunas -no sólo del coronavirus sino de todas en general- y potencia la inversión en investigaciones para obtener vacunas a la vez que pide la ayuda de los gobiernos mundiales a frenar esta pandemia.

Ciencia y coronavirus

Pero en esa ocasión Bill Gates ha cambiado su habitual discurso y alerta de que “las cosas empeorarán” desde ahora y hasta finales de año aunque vaticina que finales de 2021 será mejor. Sus predicciones en materia económica y sanitaria suelen ser acertadas pues no se basan en “corazonadas” sino en la Ciencia y en la información que le facilitan sus asesores.

Gates cree que los gobiernos aumentarán la inversión en investigación de enfermedades infecciosas y mucho más tras toda la crisis sanitaria mundial, igualmente nos encontramos ante una mayor concienciación de las personas en lo importante que es el mantener y respetar unas normas sanitarias.

El coronavirus está teniendo unas consecuencias muy negativas a todos los niveles siendo Gates el que ha querido hacer ver la importancia de potenciar el teletrabajo y la aplicación de la telemedicina que suponen “12 años de progreso, tal vez solo en este último año”.

Llamó a la filantropía y al compromiso cívico para mejorar el mundo: “Las personas que no se ven tan afectadas negativamente por la pandemia, como los trabajadores tecnológicos, deberían echar una mano”. Gates ha invertido 350 millones de dólares para luchar contra los efectos de la Covid-19.

Su primer pronóstico, de cara al futuro inmediato, se está cumpliendo: la situación mundial -debido a la pandemia- empeora.