Cuidado con los medicamentos que agravan los efectos del calor

España pasa por una intensa ola de calor que hace que se deba tener especial precaución con los medicamentos que se tienen en casa y que pueden empeorar los efectos de ese mismo calor.

Desde el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos se ha advertido de medicamentos que pueden empeorar los efectos de las olas de calor, por lo que se debe seguir una serie de consejos en cuanto a su uso y su conservación.

Cuidado con estos medicamentos

Casi 700 fármacos (680) presentan observaciones especiales -de 2000 en total- que exigen que se tenga una especial atención con ellos y que por el efecto de las temperaturas tan altas que se sufren pueden favorecer la deshidratación o la pérdida de lo que son los electrolitos como son los medicamentos de tipo diuréticos.

Se debe tener especial atención a aquellos que afectan al riñón y que pueden ser antiinflamatorios, otros como los antihipertensivos o los antidiabéticos. Igualmente aquellos que interfieren que lo que es la pérdida de calor en el cuerpo, los que reducen la sudoración como pueden ser anhistáminicos, antidepresivos o medicamentos indicados contra el Parkinson.

Te Interesa:  El origen del cazón en adobo

Otros tienen efectos que puede disminuir la dilatación de los que son los vasos de la piel, vasos sanguíneos, que propicia la pérdida de calor y que podrían ser descongestionantes nasales o para la migraña.

También hay fármacos que tienen una incidencia sobre la temperatura corporal, estos pueden ser fármacos como los antipsicóticos indicados para el tratamiento de la esquizofrenia, antidepresivos o antitusivos como puede ser el dextrometorfano o el tramadol (analgésico).

Recomendaciones y acudir al médico

Una recomendación que se hace de cara al verano y si se está medicando con algunos de los fármacos anteriormente citados, es que bebamos dos litros de agua al día y tome fruta y verdura, evite exponerse directamente al sol en las horas de mayor intensidad y usar ropa que sea ligera y permita la sudoración.

Evite la ingesta de medicamentos que no le haya recetado el médico y, en cualquiera de los casos no dude en consultar a su médico ante episodios de calor intenso y de tomar medicación.

Te Interesa:  7 actividades muy originales para hacer en Sevilla