Ratatata ratatatata…

CÁDIZDIRECTO / J.M.Vilches – El Cádiz sigue con el pleno de victorias en este arranque liguero tras sumar tres nuevos puntos en su visita al Racing de Santander. Van cuatro de cuatro.

No pudo haber un homenaje mejor para la eterna figura de Manolo Santander, gran chirigotero y gran cadista fallecido el pasado martes tras luchar contra una dura enfermedad. Sonó su himno en El Sardinero y trajo suerte para los pupilos de Álvaro Cervera de cara a llevarse el gato al agua en un campo de los míticos de la categoría.

Perea, en una buena acción individual y ayudado por cierta pasividad defensiva, adelantó a los cadistas en la primera parte tras un centro de Salvi. El futbolista cedido la pasada temporada al Extremadura se ha convertido en el hombre gol del nuevo Cádiz, que contó con la gran novedad en punta del Choco Lozano en detrimento de Caye Quintana.

Al poco de iniciarse la segunda parte, fue Álex, también de cabeza y también a pase de Salvi, quien anotaba el segundo gol del Cádiz, pero el tanto no subiría al marcador por entender el VAR y el árbitro que el Choco Lozano intercedió ilegalmente en la jugada. Ver para creer. Increíble, pero cierto.

El gol, de matar al rival, acabó dándole alas al ser anulado. Y de cerrarse el partido, todo quedó abierto hasta el final.

La polémica siguió con un penalti a favor de los locales tras una mano de Cala. Fue Barral, excadista, quien marcaba en el segundo rechace para poner las tablas.

No quedaba ahí la cosa. En el último suspiro, otro penalti por otras manos y también revisado por el VAR, esta vez a favor del Cádiz, serviría para que Alex, esta vez sí, marcara con el visto bueno del árbitro y pusiera el 1-2 definitivo.