Sucesos paranormales en la granja donde se basó ‘Expediente Warren: El Conjuro’

CÁDIZDIRECTO/Jose Manuel García Bautista.- Las películas basadas en las investigaciones del matrimonio Warren se han convertido en todo un clásico del cine de terror pero… ¿Qué pasaría si se comprara una de las casas donde desarrollaron sus estudios?

Así la pareja formada por Cory y Jennifer Heinzen, de Maine (Estados Unidos), compraron la granja de 1736 ubicada en Harrisville, Rhode Island y que fue motivo de inspiración para le película “Expediente Warren: El Conjuro” (2012).

La casa es la misma en la que experimentó la familia Perron, en la década de 1970, una serie de fenómenos extraños que fue investigador por Ed y Lorraine Warren. Se trata de una granja de ocho hectáreas y es donde, en verdad, pasaron los sucesos paranormales de la película, lo que impulsó a los Heinzen a comprarla.

Cory Heinzen explicaba al diario Lewiston Sun Journal:”Nos enamoramos de inmediato. Ocho acres y medio, un río en la parte posterior y un estanque, es tan sereno allá abajo, no importa la historia detrás de la casa”, pasando a restaurarla sabiendo que son seguidores del misterio y los sucesos paranormales.

En torno a todo ello decía: “He tenido dificultades para quedarme allí solo. Pasos, golpes, hemos tenido luces que parpadean en las habitaciones, y cuando digo que las luces parpadean en las habitaciones, son habitaciones que no tienen luz para empezar”.

En la casa se ha captado, con las cámaras instaladas, “un halo de los espíritus” a decir por su propietario. Creen que hay un espíritu burlón “fue divertido al principio, pero luego comenzó a ser más siniestro, más oscuro”.

Hay que recordar que en el año 1971, Roger Perron, su esposa Carolyn junto a sus cinco hijas llamarón a los Warren al notar sucesos paranormales provenientes de espíritus malignos y hasta de una posesión demoníaca.

Jennifer Heinzen explicaba: “Todo este viaje fue aterrador, por muchas razones distintas de lo paranormal, y emocionante a la vez. Me encanta que tengamos la oportunidad de compartir el hogar con otros”.