Las obras de sustitución de bajantes y centralización de contadores en Guillén Moreno encaran su recta final

Escrito por:
Actualizado:

El Ayuntamiento de Cádiz ha dado a conocer hoy mediante una nota de prensa que las obras de mejora y sustitución de bajantes y centralización de contadores realizadas en las viviendas municipales de los once edificios de la barriada de Guillén Moreno están a punto de finalizar. En concreto, el Consistorio cifra el estado de ejecución de los trabajos en el 98 por ciento. Esta actuación está enmarcada en la estrategia ‘EDUSI Cádiz 2020: un proyecto de ciudad’, cofinanciada en un 80 por ciento por la Unión Europea a través de los Fondos Feder.

Lo trabajos llevados a cabo por el Ayuntamiento de Cádiz y Procasa afectan a un total de 502 viviendas de la barriada. Según explica el Consistorio en la nota, los bajantes eran de fibrocemento y habían sufrido innumerables modificaciones desde su puesta en servicio en 1972. Estas instalaciones han sido sustituidas por otras de PVC cumpliendo la normativa relativa a la manipulación del amianto.

Por otro lado, se ha instalado una batería de contadores en cada bloque que permitirá que cada vivienda pague el agua que realmente consume. Antiguamente el suministro se hacía a través de una única tubería en cada bloque de viviendas, por lo que era imposible realizar esta diferenciación y además era inevitable cortar el suministro del bloque completo cada vez que se realizaba una reparación en los bajantes o en la instalación interior de agua de alguna vivienda.

Los trabajos, que comenzaron el 30 de enero de 2023, cuentan con un plazo de ejecución de doce meses, por lo que están a pocas semanas de finalizar.

La concejala de Vivienda, Ana Sanjuán, acompañada por técnicos de la empresa municipal Procasa, ha realizado una visita  a la asociación Fermín Salvochea para conocer cómo ha beneficiado la calidad de vida de las vecinas y vecinos de la barriada de Guillén Moreno esta actuación llevada a cabo durante este año 2023 y que cuenta con un presupuesto de 2,1 millones de euros, de los cuales 1,7 han sido financiados por la Unión Europea.