Paco ‘Pellejo’ y Tony ‘Piojo’: «Parece que Juan Carlos está obsesionado con nosotros»

La intervención realizada el pasado fin de semana por el autor de comparsas Juan Carlos Aragón Becerra en el transcurso de una mesa redonda en el Congreso de Carnaval ha provocado algunas reacciones encontradas. (ver vídeo)

En ella reconocía que nunca se había quedado conforme con sus grupos y que incluso le pitaban los oídos al escuchar algunas de sus comparsas. Igualmente aludía a que se había desprendido de algunos componentes porque ya no quería contar con ellos.

Dos de sus integrantes más emblemáticos de los últimos años como es el caso de Paco Pellejo y Tony Piojo se han sentido directamente señalados por sus declaraciones y han querido salir al paso de las críticas veladas del que fue su autor. En este sentido, Paco Pellejo subraya que «la comparsa Los ladrones no se opuso a ir al Teatro sino que fue una decisión de Juan Carlos que es el único responsable de que Los ladrones no fueran al Falla». Y va más allá al añadir que «él mismo fue el que dijo en un ensayo que lo de no ir al Concurso era innegociable. Eso sí, después le echó la culpa a la comparsa». Asimismo recuerda que «cuando yo me fui de la comparsa comentó que quizás fuera el momento de pensar en ir al Falla. Está claro que lo hizo en plan venganza».

Por otra parte, el propio Pellejo también aborda «el tema de las críticas de Aragón a los octavillas. Que se acuerde de otras comparsas como La banda del Capitán Veneno, Los comparsistas se las dan de artistas o Los príncipes y de cómo me llamó desde los camerinos ese año. Y concluye lamentándose: «estoy un poco cansado de que siempre me señale. Si le pitan los oídos no sería por las comparsas en las que he salido yo. Cuando estamos con él somos los mejores y cuando nos vamos nos ataca. Y, por supuesto, que deje de estar obsesionado con nosotros y de llamarme Antonio Molina».

Por su parte, Tony Piojo recuerda a Aragón Becerra que «me he ido yo y que él nunca me ha echado. Y que se acuerde de cuando canté con mi niña malita en el Falla y me dijo que no tenía palabras para explicar lo que había hecho y que era un artista«. Y concluye señalando que «este hombre tiene obsesión por nosotros. Parece que no ha habido más octavillas en la comparsa».